La Unión Sindical Obrera (USO), tercer sindicato en representación a nivel estatal, celebrará del 22 al 24 de noviembre, en la ciudad de Santander, su 11 Congreso Confederal, en el que se renovarán los órganos del dirección del sindicato, empezando por la Secretaría General. Julio Salazar, secretario general desde 2005, concluye los tres mandatos consecutivos en el cargo que establecen los estatutos del sindicato. Joaquín Pérez, actual secretario de Comunicación y Formación es el único candidato, hasta el momento, para ocupar la máxima representación del sindicato.

`En marcha, por tus derechos´ es el lema de este Congreso en el que darán cita 300 congresistas que debatirán y votarán las líneas de actuación principales que regirán el sindicato durante los próximos años.

Las propuestas de USO en el ámbito sindical pasan por la apuesta por un nuevo sistema productivo en España y por la I+D+i; por una transición justa ante la digitalización del empleo; por una reforma fiscal más justa y equitativa; por la defensa del sistema público de protección social; por la necesaria democratización del marco sindical y por un diálogo social alternativo.

USO apuesta también por la cohesión social a través de la defensa de los servicios públicos y del sistema público de pensiones; por una escuela de calidad, gratuita y plural; por la puesta en marcha de una renta social mínima y la lucha por la igualdad real y la corresponsabilidad, entre otros.

El 11 Congreso Confederal tiene como objetivo continuar construyendo el proyecto sindical de la USO, preparándolo para los retos y necesidades que tienen y tendrán los trabajadores y las trabajadoras en los próximos años. Contará con la presencia de destacados representantes del panorama sindical español e internacional, de organizaciones sociales y de los partidos políticos.

La Secretaría de Acción Sindical e Igualdad de USO ha lanzado la campaña `Son víctimas, no culpables´ con motivo del 25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. En esta ocasión, ponemos el foco en la victimización secundaria o doble victimización que padecen las mujeres que sufren violencia machista y que hace que la mayoría de ellas no lleguen a dar el paso de denunciar su situación. Esta victimización se produce en el largo y duro proceso que tienen que realizar las mujeres que sufren violencia de género por instancias policiales, judiciales, de salud, de atención a la mujer, etc.

De las mujeres asesinadas en 2017, sólo el 19% habían interpuesto denuncia. Un dato que en algunas ocasiones se utiliza contra las víctimas, en lugar de plantearnos qué está fallando para que haya tan pocas denuncias, para que las víctimas no se sientan lo suficientemente seguras y respaldadas por el sistema y la sociedad, como para pedir ayuda para salir de su infierno.

De nuevo, desde USO, aprovechamos el 25 de noviembre como altavoz para transmitir nuestra más profunda repulsa y condena firme contra la violencia machista, así como el compromiso de nuestra organización para sumar fuerzas en la lucha para su erradicación.

El Juzgado de lo Social nº 1 de Logroño ha dictado sentencia en la que reconoce a una trabajadora el derecho a elegir la concreción horaria en la reducción de jornada para cuidado de una menor fuera del sistema de turnos alternos que venía realizando como jornada ordinaria, fijando el turno siempre de mañana.

La sentencia hace referencia a la demanda formulada por los servicios jurídicos de USO La Rioja contra la empresa Supermercados Champion S.A., representando a una trabajadora que venía prestando servicios para esta empresa desde junio de 2007 en virtud de un contrato de trabajo indefinido a tiempo completo, con una jornada de 40 horas semanales de lunes a sábado, en horario alterno, una semana en turno de mañana y otra en turno de tarde. La trabajadora solicitó reducir  su jornada a 34 horas semanales pidiendo que su prestación de servicios se llevara a cabo en horario fijo de 8:00 a 14:00 horas de lunes a viernes,  los sábados de 10:00 a 14: 00 horas, y los domingos y festivos que le correspondieran, a lo que la empresa se negó alegando que debía reducir en el turno horario que le correspondiera por rotación, es decir, dentro de su jornada ordinaria.

El Juzgado, tras analizar las pruebas, basa su fallo en la normativa y doctrina jurisprudencial y, entre otras, en la Sentencia del Tribunal Supremo de 11 de diciembre de 2.001, que señaló que “en los supuestos de jornada reducida por guarda legal, se tiende a proteger no sólo el derecho de los trabajadores a conciliar su vida laboral y familiar para mejor cumplir con los deberes inherentes a la patria potestad que enumera el artículo 154.1 del Código Civil, sino también el propio interés del menor a recibir la mejor atención posible. De ahí que matice que en la aplicación de las reducciones de jornada que establece el artículo 37.5 Estatuto de los Trabajadores, ha de partirse de la base de que tal precepto forma parte del desarrollo del mandato constitucional (artículo 39 de la Constitución) que establece la protección a la familia y a la infancia. Finalidad que ha de prevalecer y servir de orientación para la solución de cualquier duda interpretativa”.

La sentencia argumenta que “debe destacarse en primer lugar, que resulta incuestionable que la distribución originaria de la jornada de trabajo de la actora con prestación de servicios de lunes a sábado en turnos alternos de mañana y tarde, en relación con el horario del centro escolar al que acude su hija menor, de 3 años de edad, así como con el horario de trabajo del padre de la menor en turnos alternos de mañana, tarde y noche, puede originar dificultades e inconvenientes para la conciliación de su vida familiar y atender las necesidades inherentes al cuidado de su hija menor”.

Desde USO consideramos de gran relevancia la sentencia dictada por el tribunal riojano ya que establece claramente la prevalencia del derecho a la atención al menor sobre cualquier otro criterio organizativo de la empresa y viene a contradecir el criterio comúnmente  aplicado del artículo 37.6 y 7 del Estatuto de los Trabajadores, en su nueva redacción dada por el Real Decreto Legislativo 2/2015, de 23 de octubre.

La Unión Sindical Obrera (USO) celebrará del 22 al 24 de noviembre el 11 Congreso Confederal, en la ciudad de Santander, para continuar construyendo nuestro proyecto sindical, preparándolo para los retos y necesidades que tienen y tendrán los trabajadores y las trabajadoras en los próximos cuatro años.

`En marcha, por tus derechos´ es el lema de este Congreso. En él se darán cita 300 congresistas que analizarán, debatirán y revisarán nuestro trabajo sindical para poner en marcha a la USO, para ser la mejor herramienta sindical en nuestro país.

En la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, que se celebra el 7 de octubre

 

En el marco de la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, que se celebra el 7 de octubre, la Unión Sindical Obrera ha reivindicado en un acto celebrado hoy la necesidad de que se produzca una verdadera subida salarial en España.

“Que en España, el 0,4% de población posea una riqueza equivalente casi al 54% del PIB de nuestro país o que sigan aumentando las desigualdades, agravadas por unas reformas laborales y sociales que castigan a los trabajadores y sus sindicatos, pervirtiendo la negociación colectiva o reduciendo las pensiones, son razones suficientes para reclamar el fin de la devaluación y congelación salarial y de la pérdida de poder adquisitivo que llevan arrastrando los trabajadores”, ha defendido Julio Salazar, secretario general de USO.

La reivindicación del Trabajo Decente es un anhelo para lograr una vida digna en todas partes del mundo. Se reclama un trabajo con derechos, con ingresos suficientes para mantener un hogar y a una familia, con seguridad y protección social, n una sociedad inclusiva y democrática. “Se trata de una reivindicación universal, tanto que el Trabajo Decente está recogido en el Objetivo octavo del Desarrollo Sostenible que todos los gobiernos del mundo se comprometieron a cumplimentar, reordenando sus políticas para lograrlo. También el Gobierno de España viene obligado por ese compromiso”, apunta Salazar.

 

“En una globalización donde muchas empresas generan precariedad laboral y en un mundo donde el 1 % más rico acumula más riqueza que el resto del planeta, se hace necesario un reparto más justo. En España, pero también en Europa, hay que recuperar los derechos laborales y la negociación colectiva, en definitiva, recuperar lo perdido para impulsar la demanda interna y la capacidad de inversión”, ha reivindicado Salazar.

Para propiciar este cambio desde USO abogamos por que se lleve a cabo una profunda transformación del modelo productivo, reforzando a investigación, por la vuelta de los jóvenes que tienen que abandonar nuestro país por falta de expectativas de futuro, y apostando por el crecimiento incluyente y equitativo basado en salarios dignos con trabajo decente.

Ante la convocatoria, respaldada por la Cumbre Social de CCOO y UGT, de las marchas iniciadas el 30 de septiembre “por las #pensionesdignas con las que se pretende derogar o modificar sustancialmente la reforma de 2013”, desde USO queremos manifestar que, aun siendo miembros de la Cumbre Social, no secundamos esta convocatoria.

Queremos mostrar nuestra extrañeza ante la mencionada derogación o modificación sustancial de la “reforma de 2013” a la que se hace referencia en esta convocatoria. Desde USO afirmamos que la última reforma de las pensiones que conocemos es la Ley 27/2011, de 1 de agosto, sobre actualización, adecuación y modernización del sistema de la Seguridad Social, que entró en vigor en 2013, una ley que se fraguó con un pacto de social entre el gobierno de Zapatero, CEOE, CEPYME, CCOO y UGT.

Una ley que elevó la edad de jubilación a los 67 años, que introdujo las claves de la modificación de la revalorización de las pensiones, contra la que USO llevó a cabo una potente campaña para intentar parar su aprobación y convocó una movilización del sindicalismo independiente que culminó con una gran manifestación ante el Congreso de los Diputados el 29 de junio de 2011.

Uno de los puntos más agresivos y que más ha afectado al poder adquisitivo de los y las pensionistas es el factor de sostenibilidad, introducido en la reforma de las pensiones de 2011 en una nueva disposición adicional y que fue desarrollado en 2013 en la Ley 23/2013 de 23 de diciembre.

USO manifiesta su apuesta por la defensa del sistema público de protección social, nuestra convivencia social basada en un Sistema Público de Seguridad y Protección Social de Reparto Solidario, que hace que nuestra sociedad sea más humana.

Por ello, plantamos cara en su momento a la reforma de las pensiones de 2011 y por ello en 2013, creamos junto con otras organizaciones la Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones (MERP), desde la que las más de 300 organizaciones que la componemos promovemos una reforma que blinde las pensiones en la Constitución. Que sea obligación y mandato constitucional inexcusable para los poderes públicos, la prohibición de cualquier tipo de privatización y el mantenimiento del poder adquisitivo real de las pensiones.

Desde USO entendemos que la movilización por la defensa del sistema público de pensiones debe hacerse desde el consenso, la unidad de acción y la coherencia, por lo que no respaldamos una movilización que no pida la derogación de la reforma de las pensiones que es responsable, junto con una mala gestión del sistema y la mala calidad en el empleo, de esta una situación que hace peligrar las pensiones presentes y futuras.

En La Rioja el descenso se da como consecuencia de la temporada de vendimias y la contratación por las fiestas de San Mateo

 

Con el mes de septiembre llegan a su fin los contratos de la temporada de verano, y con ellos, el aumento del paro. Según los datos publicados hoy por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, el desempleo ha subido en 27.858 personas en el mes de septiembre, con 5.000 desempleados más que en el mismo periodo de 2016. El paro registrado se sitúa en 3.410.182 parados. El número total de personas inscritas sin empleo casi alcanza los 3,9 millones.

 En La Rioja el descenso en 766 personas se sustenta en los sectores con más temporalidad, Agricultura y Servicios, que aglutinan 574 de ese descenso total. No son datos que nos hagan pensar en creación de empleo estable, porque el leve repunte de la industria (-147) se verá compensado seguramente el mes que viene cuando finalicen los contratos de temporada tanto por las vendimias como por las fiestas mateas en estos sectores que han liderado el descenso. Lo mismo ha pasado en otras Comunidades ligadas al sector vitivinícola como Castilla La Mancha. Es relevante que de los 26.786 contratos celebrados este mes en La Rioja, sólo 1.178 hayan sido indefinidos, un 4,4 %.

La afiliación a la Seguridad  Social alcanza los 18,3 millones de ocupados, con 26.318 personas más en el mes de septiembre que se explica fundamentalmente por las nuevas afiliaciones en Educación (50.703), Actividades Administrativas y Servicios Auxiliares (25.019) e Industria Manufacturera (13.829).

 La mayor subida del paro ha tenido lugar en el sector Servicios, donde el paro ha crecido en 29.601 desempleados más (1,29%).

 En el segundo mes consecutivo de aumento del desempleo, desde USO nos preocupa principalmente la alta precariedad y temporalidad del empleo, ya que más de 1.800.000 contratos han sido temporales. Si comparamos con septiembre de 2016, los contratos temporales han aumentado un 3,7%. Uno de cada  tres contratos es temporal  y a tiempo parcial.

 Si nos fijamos en el número de personas que han sido contratadas, podemos apreciar que lo que prima es la altísima temporalidad y la escasa duración de los contratos, ya que casi 1,5 millones de personas han sido objeto de un contrato en septiembre.

 En este contexto, el 40% de los desempleados queda fuera del sistema de protección por desempleo, incidiendo en acrecentar la desigualdad social que la crisis ha instalado en nuestro país.

 Desde USO exigimos que se ponga freno a la expansión de la contratación temporal, penalizando a las empresas que hacen uso de este tipo de contratación para cubrir necesidades empresariales permanentes, reforzando a la Inspección de Trabajo, y que se apueste decididamente por llevar a cabo los cambios necesarios en el mercado laboral para fomentar la contratación indefinida.

En el verano en que se han registrado las mejores cifras de turistas en España, y tras seis meses de descenso del desempleo, el paro se ha incrementado un 1,39%, con 46.400 parados más y situando el total de desempleados en más de 3,3 millones.

La afiliación a la Seguridad Social se ha situado en los 18,3 millones, con lo que en agosto se han destruido 179.485 empleos.

Las buenas cifras de turismo registradas este verano han tenido su repercusión en la creación de puestos de trabajo, aunque éstos hayan sido contratos de pocos meses, bajos sueldos y pocas horas. La llegada del mes de septiembre ha traído consigo que gran parte de estos empleos creados se hayan destruido.

A pesar de que el número de contratos se ha incrementado un 5,83% hasta alcanzar la cifra de 1,5 millones de contratos, tan sólo han empleado a poco más de 1 millón de trabajadores. Se sigue, por tanto, apostando por la temporalidad y parcialidad en la contratación, ya que el 92,5% de los contratos firmados durante el mes de agosto han sido temporales. Troceando el empleo no se hace más que alargar el problema del mercado laboral

La Rioja puede parecer una excepción viendo los datos pero, en nuestra opinión, es un simple espejismo. El hecho de que de los 332 parados menos que se han registrado en agosto, 243 se hayan producido en Agricultura no hace sino corroborar que el empleo creado es estacional y precario en nuestra Comunidad Autónoma, dado que este año se prevé, además, un adelanto de la campaña de vendimias. El siguiente sector con más bajada es Servicios en un mes eminentemente volcado al turismo.

Desde la USO nos parece evidente que ni el empleo  crece al ritmo que crece la economía ni las condiciones laborales de los nuevos contratados permiten ver un cambio de modelo que termine con la precariedad y la pobreza de las trabajadoras y trabajadores riojanos.

Tras el preacuerdo alcanzado en el seno de la Comisión Negociadora el pasado 13 de Julio y el proceso de ratificación llevado a cabo en los centros de trabajo del ámbito funcional del Convenio Colectivo de aplicación, en la mañana del 25 de Julio de 2017 se ha procedido a firmar de manera definitiva el texto que tendrá validez hasta el 31 de Diciembre del 2019.

Este convenio, además de mantener el Premio de Vinculación, garantiza el poder adquisitivo de los trabajadores y trabajadoras afectados, a través de los incrementos salariales pactados en una vigencia de Convenio por 3 años:

  • Incremento salarial:

Se mantendrá la clausula revisión salarial en vigencia actualmente. 

  • La jornada laboral durante vigencia acuerdo es de 1752h, de las cuales 88 horas serán de posible flexibilidad y, de éstas, al menos 16 h son para el desarrollo en formación de los trabajadores. 
  • Vacaciones: este artículo se mantendrá tal y como se refleja en el convenio anterior, 21 días continuados en el periodo comprendido entre el 20 de Junio y 15 de Septiembre. 
  • Premios vinculación: Esta retribución se abonará a la totalidad de la plantilla.
  • Derechos representación trabajadores: Comisiones de Seguimiento.

Se crean comisiones de seguimiento en materias de seguridad y salud, igualdad y formación.

Por ello, se amplía la capacidad de representación de los RLT del sector metalgráficas al constituirse una Comisión de Seguimiento de este convenio colectivo, que se reunirá ordinariamente con carácter semestral, para analizar y garantizar el desarrollo y cumplimiento convenio. 

Para Raúl Montoya, Secretario de Acción Sindical y Salud Laboral “formar parte del Convenio de Metalgráficas en su ámbito estatal, debe ser solo el inicio de una fuerte implantación de la USO en los sectores industriales a través de la negociación colectiva sectorial, dejando constancia de los postulados históricos de U.S.O”.